En medio del fuerte recorte que exige el FMI, el presidente resolvió ampliar el presupuesto destinado a publicidad en más de 700.000.000 de pesos. Empresas contratadas sin licitación cobran por insólitos spots.

Por Mauro Federico

Justo en el momento más crítico de su gestión, con las cuentas en rojo y con un fuerte recorte de gastos en marcha que contempla las exigencias del Fondo Monetario Internacional, Mauricio Macri resolvió ampliar el presupuesto destinado a publicidad en más de 700 millones de pesos. Para verificar este incremento basta revisar el presupuesto asignado al funcionamiento de la Jefatura de Gabinete que maneja Marcos Peña, dependencia que -lejos de sufrir un recorte- amplió significativamente los montos con los que dispuso durante el primer semestre de 2018. Y lo que es aún más significativo: buena parte de esa ampliación tuvo como destino la contratación de agencias de aceitados vínculos con el macrismo.

 

La "ley de leyes" aprobada a fines del año pasado por el Congreso de la Nación le asignó al Programa "Prensa y difusión de actos de Gobierno" la suma de $2.396.750.346. Pero al consultar la herramienta de presupuesto abierto del Ministerio de Hacienda, se verifica que el monto actualizado vigente para ese ítem es de $3.104.194.002. O sea $708.000.000 más de lo que se votó en el Parlamento. Al ingresar al desagregado, se constata que la subcuenta a la que se le asignó ese incremento es "Publicidad y Propaganda".

 

 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »