La vida de esta pareja de Estados Unidos era un calvario. Entre ambos pesaban más de 600 kilos, y nunca habían tenido relaciones. Se sometieron a un bypass gástrico y su vida se acerca a la normalidad.

Lee Sutton, de 42 años, y Rena Kiser, de 39, tomaron conciencia de que sus vidas corrían peligro y decidieron realizarse una operación para intentar cambiar su realidad.

Entre la cirugía y las dietas, la pareja que se conoce desde hace 11 años, nunca había podido tener momentos sexuales en la intimidad. Su movilidad estaba limitada a sillas de rueda, ya que ninguno de los dos podía sostener con sus piernas semejante peso. 

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »